Oscar Montiel

Mi breve reseña del #5biciCongreso

Por , @tlacoyodefrijol , 18 de octubre de 2012

Así se veía el exterior de una de las sedes del congreso, La Casa de la Ciudad, durante las conferencias.

El escenario fue la Ciudad de Oaxaca, el valle con un cielo azul y un calor digno de la celebración que acontecía: el quinto Congreso Nacional de Ciclismo Urbano. Han pasado casi tres semanas desde que dicho encuentro terminó. Para este momento todos, o casi todos los asistentes estarán trabajando de nuevo por hacer ciudades más amigables para todos.

Este año hubo un montón de caras nuevas. Supongo que en un año pasan muchas cosas y la comunidad siempre está creciendo, lo cual es bueno. Sin embargo, lo mejor de participar con tantas personas, es que la experiencia se enriquece mucho más. Varias horas de ponencias intensamente planteadas durante los primeros dos días, un paseo en bici con cientos de ciclistas por las calles de Oaxaca y pintar un carril ciclista en su Centro Histórico, son las experiencias que más me sorprendieron, sin embargo, intentaré desmenuzar brevemente mi propia vivencia.

Para empezar, podría dividir las presentaciones y las pláticas que tuve con los asistentes, en dos tipos: las que evaluaban el presente y las que daban pautas para ver a futuro. Se habló de lo que está pasando en Oaxaca, Puebla, Monterrey, DF, Tijuana, Aguascalientes, Guadalajara, Querétaro, Mérida y un largo etcétera, que incluye a ciudades de Estados Unidos, y con estas experiencias se empezó a pensar en nuevas formas de actuar para construir las ciudades que queremos.

Entre las que evaluaban el presente, se habló de la economía ciclista, de cómo las bicis son buenas para la economía, de la salud y cómo, aunque la bici puede aumentar el riesgo de enfermedades respiratorias, supera por mucho en beneficios al automóvil, al disminuir la obesidad y los riesgos de enfermedades cardiacas. Eso sin mencionar lo que se dijo sobre que las bicis aumentan la seguridad por números, es decir: mientras más bicis en las calles, menos accidentes ocurren. También se abordaron los distintos esquemas que hay para implementar un taller comunitario de bicicletas, lo que se nota con los que ya hay en México: no todos son iguales y cada uno se adapta al contexto en el que se implementa.

Al mismo tiempo, se habló de los logros de los grupos para meter la bicicleta en la agenda pública, de convencer a más gente de que la bici es una herramienta más de empoderamiento ciudadano, sin importar edad, género o diferencia de cualquier tipo. No faltó la parte negativa, en donde se habló del bikewashing y de que la bicicleta como política pública es una parte ínfima de las acciones gubernamentales, comparada con toda la infraestructura que se construye para el coche.

Pero, igual que en persona, la riqueza del congreso son las experiencias de cada uno. Si usted, querido lector, se encontraba en Oaxaca hace una semana en el congreso ¿qué experiencia nos podría compartir?

Temas: , , , , , , ,