Tuitea lo que esperas del transporte público

Por Karina Licea, @karicleta , 18 de febrero de 2013

Ustedes dirán que soy masoquista pero llevo varios meses siguiendo las palabras “transporte público” y “public transportation” en Twitter. Al principio lo hice para ver si encontraba publicaciones sobre el tema, pero me llevé una gran sorpresa. Comencé a descubrir que la mayoría de las menciones eran quejas y muestras de odio hacía este medio de transporte. Al principio creía que tenía que ver más con la comunidad hispana, pero al agregar la columna en inglés ¿adivinen qué  sucedió? Lo mismo. En ambos idiomas son prácticamente las mismas querellas y demandas.

Sin embargo, por el lado de los tuiteros hispanoparlantes, observé que a pesar de las manifestaciones negativas, también hay algunas positivas, sobretodo propuestas, exigencias y cuestionamientos a tomadores de desición. ¿Acaso seremos más proactivos? Para la comunidad angloparlante el escenario, aunque similar en cuanto a las manifestaciones de odio y quejas, no propuso mucho… A diferencia de los latinos, los estadounidenses, que predominaban en la lista en inglés, quieren que les liberen su licencia para ir corriendo a comprar un coche, también ví muchos comentarios con referencia a la convivencia en el transporte que me dejaron una sensación de desdén en cuanto a compartir el espacio: odian viajar sin audífonos, las conversaciones a alto volumen y viajar con alguien comiendo a su lado.

Curioso como incluso a través de tuiter puedas observar como son las sociedades. A pesar de sus grandes esfuerzos parece que la gran mayoría de las ciudades en Estados Unidos siguen volcadas al automóvil como principal medio de transporte y como bien lo dice mi colega Ulises Navarro: “excepto en mi ciudad natal, Caracas, que regala la gasolina, Latinoamérica no tiene graves problemas, la gran mayoría ya viaja en transporte público”. Y si no vean los indices de motorización de Gately, Dargay y Sommer en la tabla a continuación , en los que México tiene 3 vehículos por cada mil habitantes contra 15 de Estados Unidos. Para los vecinos del norte es díficil lograr el cambio modal: la calidad del transporte público es muy deficiente y muy mal vista.

Ahora imaginemos que todos estos ciudadanos que tuitean su odio y quejas, de repente se organizan y son proactivos, exigen que el presupuesto en vez de dedicarse a la construcción y subsidio de infraestructura para el automóvil se vuelque sobre el transporte público y otros medios más eficientes y sustentables, como lo es la bicicleta y el caminar. Qué pasaría si estuvieramos al pendiente de lo que verdaderamente ocurre en nuestra ciudad, si nos informamos y empezamos a debatir sobre los temas del espacio en el que vivimos. Creo que en Latinoamérica estamos muy cerca e incluso más adelantados que en ciudades de paises desarrollados.

Muchos son los grupos civiles  de ciclistas e incluso de peatones que hoy en día existen y luchan por ser parte del presupuesto, lo que me extraña es que hay muy pocos de transporte público. ¿Será que lo ven como algo muy cotidiano, como algo que no se puede resolver? La mayoría de la gente que viaja en estos sistemas es de estratos medio y bajo, tal vez allí haya un poco del problema, la falta de medios para lograr expresarse.

Hoy en día la reestructuración del transporte a través de Bus Rapid Transit (BRT) ha alcanzado a ciudades como Bostón, que ya tiene varias líneas, entre ellas la “Silver”, con mayor demanda, que transporta a 15 mil pasajeros al día; Metrobús transporta 450 mil, las demás en Latioamérica están apenas arriba de 50 mil pasajeros al día. Ahora solo falta tener una sociedad mucho más organizada, crítica y participativa que busque la integración de todos lo elementos. Que comencemos a exigir que se integren todos los actores de la movilidad en la planeación de las ciudades, necesitamos acortar los tiempos de traslado, bajarle al discurso del desincentivo del uso del auto, esa batalla ya está bastante ganada: Latinoamérica goza de altas demandas de transporte público, necesitamos incentivar el resto de las modalidades, buscar la calidad en un verdadero Sistema Integrado de Transporte.

Aquí una tabla que retrata especialmente en el lado de la derecha el desprecio al transporte público por parte muchos angloparlantes.

Temas: , , , , , ,